Al salir por la puerta hacia mi libertad supe que, si no dejaba atrás toda la Ira, el Odio y el Resentimiento, seguiría siendo un prisionero.

Al salir por la puerta hacia mi libertad supe que, si no dejaba atrás toda la Ira, el Odio y el Resentimiento, seguiría siendo un prisionero.vivessana

Cuántas veces por sentir que tenemos la razón tras una discusión, pasamos horas, días, meses, años (incluso en algunos casos toda una vida), enfadados con alguna persona. Y esa situación de enfado e ira nos hace sentir odio y resentimiento. Como dijo Mandela, si quieres ser libre tendrás que dejar atrás todos esos sentimientos que lo único que hacen es producirte malestar. Y sin libertad, difícilmente encontrarás la felicidad.

No dejes que el rencor no te permita ver aquellas cosas increíbles de esa persona. ¿Te ayuda estar horas o días enojado con tu pareja? Si lo que pretendes es darle una lección, ¿realmente piensas que él o ella lo pasa peor que tú y que aprende algo? Quizás el otro lo pase mal, pero piensa que al final el más perjudicado vas a ser tú, porque eres el que está viviendo con esos sentimientos que tanto agobian y que hacen sentir tan mal. Habla con esa persona e intenta expresarle como te sientes y que necesitas para conseguir llegar a un entendimiento, te sentirás mejor.

A veces, la discusión es con un familiar, y pasamos meses o años sin hablarnos, pregúntate si es tan importante tener razón y no dar tu brazo a torcer como para perder ese tiempo tan valioso, sin el amor de esa persona a la que realmente quieres tanto.  Otras veces el enfado será con un amigo, con un compañero de trabajo, o con cualquier otra persona. Pregúntate lo siguiente, ¿prefiero llevar la razón o ser feliz?

Además, el sentimiento es el mismo, es negativo. La emoción de ira que aparece en una discusión es normal e instintiva, pero cuando perdura en el tiempo y se convierte en rencor u odio, es un sentimiento que lo produces tú con tus pensamientos. Este malestar lo seguirás sintiendo hasta que decidas pensar de otra manera, dejar de darle tanta importancia a algunas cosas, priorizar tu bienestar y tu salud a la necesidad de llevar la razón, etc. No dejes que tu ego te domine y permite que éste vaya disminuyendo, empieza a sentir que no necesitas ser más que nadie, evita las comparaciones (excepto si son contigo mismo),  y si de verdad quieres ser libre y sentirte feliz evita hacer juicios.

Recuerda que todas las personas nos equivocamos, aprende a perdonar.

 

email

4 comments

  1. Manuel Calderón dice:

    Gracias tomeré en cuenta esta redacción para reflexionar, es muy importante tomar en cuenta el tiempo y la energia que se consume en discuciones que hacen distanciar al ser humano e impiden tener momento felices.
    Hasta pronto

    • Así es, a veces perdemos mucho tiempo en discusiones que nos separan y nos hacen sentir mal con uno mismo. Lo primero, y muy importante, es ser consciente para poder reflexionar sobre ello, y después lo ideal es actuar e intentar mejorar este tipo de aspectos buscando soluciones y poniéndolas en práctica. Y desde luego el rencor y la culpa no nos llevan a sentirnos bien, sino todo lo contrario. Este es un camino difícil y requiere mucho esfuerzo personal, pero merece la pena intentarlo. Gracias por tu comentario:)

  2. Patricia neira dice:

    Que buena publicación pero y que pasa con lo malo que nos hacen las personas para que nos enojemos? Yo al menos no me enojo por que si! Y si intentó dar lección la que con el paso del tiempo no se da obviamente y sigue el círculo vicioso! Que feliz sería yo sin tener rabia contra una persona a quien tanto amo, pero esa persona abusa del amor para hacerme daño con sus mentiras y malas actitudes…

    • Hola Patricia, gracias por tu comentario. Todas las preguntas que te haces nos las hacemos muchas personas, y es que a veces las discusiones o conflictos surgen aunque uno no quiera. En muchas ocasiones tendremos que aceptar que las cosas no son siempre como queremos y que a las personas no se les puede cambiar si ellas no quieren. La única persona que puede cambiar eres tú mismo, por lo tanto cuida todo lo que te rodea y cuídate a ti misma. Con cuidarte me refiero a que te respetes y te hagas respetar intentando evitar, cuando no se puede afrontar y/o gestionar, las conductas desadaptativas como pueden ser malas actitudes, mentiras, conductas dañinas…y todas aquellas que te hacen sufrir. Si tenemos rabia es porque hay algo que no estamos solucionando, quizás porque no se puede, quizás porque no sabemos…Cada persona y situación es diferente, tú tendrás que valorar la tuya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *